Google+

Revolución Gastronómica en Chile

MANIFIESTO

 

 1.- Expresión Educativa

La gastronomía chilena debe sustentar su desarrollo sobre una plataforma educativa de calidad que integre los contenidos de las escuelas técnicas con los institutos de formación profesional. Es esencial que los procesos educativos se vinculen con el entorno fomentando la investigación en terreno y el rescate del patrimonio cultural.

 

2.- Expresión Cultural

La gastronomía chilena debe asumir su condición multicultural y en su promoción debe distinguir la autonomía de las expresiones culinarias  manifestadas en fiestas costumbristas y encuentros típicos. Asimismo las cartas gastronómicas regionales deben destacar el aporte de las culturas originarias a través de la palabra y el rito.

 

3.- Expresión Social

La gastronomía chilena debe velar por el bien común y en su desarrollo debe resaltar aquellas expresiones comunitarias que integran a la sociedad. Para combatir la imposición de modelos foráneos de alimentación es esencial que la población se sienta representada en las expresiones gastronómicas regionales.

 

4.- Expresión Sustentable

La gastronomía chilena se debe vincular con la producción alimenticia destacando aquellas experiencias que respetan el medioambiente y aseguran la sustentabilidad de los recursos. Este conocimiento debe impartirse en las aulas y manifestarse claramente en la oferta de las cartas gastronómicas regionales.

 

5.- Expresión Saludable

La gastronomía chilena debe resaltar los atributos saludables de los productos alimenticios destacando las condiciones naturales de su procedencia y los beneficios para el organismo. Para ello es necesario divulgar el conocimiento de los pueblos originarios respecto a las propiedades medicinales de la alimentación natural.

 

6.- Expresión de Origen

La gastronomía chilena debe destacar la denominación de origen de los productos alimenticios y difundir ese conocimiento a través de la publicación periódica de mapas gastronómicos regionales. Este material se debe difundir en las aulas, en los establecimientos gastronómicos y en la promoción de los servicios turísticos.

 

7.- Expresión Económica

La gastronomía chilena se debe asumir como el motor de las economías locales ligadas a la producción alimenticia y al turismo. Tanto los servicios gastronómicos como turísticos deben fomentar la demanda colectiva de productos alimenticios para que el mercado local disponga de una oferta variada, accesible y de calidad.

 

 8.- Expresión Turística

La gastronomía chilena debe potenciar las expresiones culinarias regionales para darle valor agregado a la experiencia turística. Para lograr este objetivo es necesario que el patrimonio gastronómico se difunda a nivel mundial como la esencia de Chile. De este modo se diferencian los destinos nacionales y se incrementa la intención de viaje hacia el país.

 

9.- Expresión Latinoamericana

La gastronomía chilena integra la cultura culinaria latinoamericana y debe proyectar su desarrollo desde una perspectiva continental. Para lograr este objetivo se deben fomentar investigaciones conjuntas que logren fraternizar la oferta gastronómica de los pueblos, más allá de las divisiones políticas y administrativas.

 

10.- Expresión Multidisciplinaria

La gastronomía es un arte donde confluyen diversas disciplinas que  potencian un mensaje que beneficia a la población. La vinculación de productores alimenticios, académicos, cocineros, sommeliers, comunicadores y operadores turísticos es esencial para el fortalecimiento de la gastronomía chilena y su proyección internacional.